Textos

Las Más Grandes Rivalidades de Slack: Ice Cold Igor versus The Smashing Machine

Fightland Blog

Por Jack Slack

Hay una generación de pioneros en las artes marciales mixtas que tienden a salir del radar cuando recordamos sus primeros años. Mientras que Royce Gracie, Mark Coleman y Ken Shamrock son afectuosamente recordados e inducidos en el Salón de la Fama del UFC, algunos buenos hombres todavía no obtienen el reconocimiento que merecen.

La pelea de la que quiero hablar fue todo en el joven deporte de las artes marciales mixtas cuando tuvo lugar bajo la cartelera de PRIDE en septiembre de 1999; e incluso luego de que pasara, el resultado no había sido establecido. Este combate fue conocido con controversia y dejó a un peleador con un blanco en su espalda y al otro cargando un coraje extra.

Hoy recordamos la pelea del evento PRIDE 7 entre “Ice Cold” Igor Vovchanchyn y “The Smashing Machine”, Mark Kerr.

El tren ucraniano

En 1995, un peleador ucraniano de kickboxing llamado Igor Vovchanchyn hizo la transición al nuevo deporte de peleas vale tudo. No había uniformidad en las reglas, ni en las arenas. Había jaulas, rings e incluso enormes tatamis abiertos.

Vovchanchyn peleó siete veces en su primer año, terminando con un récord de  5-2, predeciblemente (como un peleador de kickboxing entrando a las artes marciales mixtas) obteniendo dos derrotas por sumisión. Una, curiosamente, por una barbilla al ojo, ¡lo que da una idea de la éra tan diferente de la que estamos hablando!

Sin embargo, en 1996, Vovchanchyn comenzó algo increíble. Una racha de 32 peleas ganadas. Vovchanchyn golpeó, pateó, pisoteó, pateo en las bolas y dio cabezazos en su camino por treinta contrincantes diferentes e incluso usó su frente en los bajos de Nick Nutter para una sumisión. Lo que lo hizo más impresionante fue que entró a varios torneos de en una sola noche entre ocho peladores.

Había un gran alboroto acerca de Igor que no pegaba con las normas establecidas de la competencia de vale tudo. Primero que nada, era un boxeador, pero aún así peleó por su lugar para ser considerado como uno de los dos mejores pesos completos del mundo. Este era un tiempo cuando los grapplers dominaban el panorama, y nadie tenía nada parecido a un set completo de habilidades todavía.

Segundo, a pesar de medir sólo 1.73 metros, y pesar cerca de 86 kilos cuando comenzó su carrera, Vovchanchyn peleó como peso completo. Compitiendo en torneos de una noche, Vovchanchyn a menudo peleaba con varios hombres que lo superaban en peso por casi 45 kilos, y los destruía. De hecho, una de las tendencias notables en la carrera de Vovchanchyn era que—aunque siempre aparecía en forma para competir—amaba su comida igual que pelear. Vovchanchyn estaba peleando como peso completo, incluso cuando PRIDE introdujo una división de peso de 205 libras, así que el seguía comiendo y poniéndose más redondo.

Con una desventaja de 45 kilos ante Paul Varelans.

A pesar de su cuerpo de menor tamaño, Vovchanchyn podía tirar golpes como nunca se habían visto antes. De la misma manera que el corto alcance de Rocky Marciano le permitía proyectar todo su peso en sus golpes, Vovchanchyn tiraba casi puros rectos y aún así producía una velocidad increíble hasta el objetivo.

Vovchanchyn lanzaba sus ganchos no con la palma hacia abajo, sino con la palma casi hacia fuera—como si estuviera viendo su reloj. Una de las ventajas de este método es que puedes tirar con la extensión de tu alcance y aún así pegar con los nudillos, en vez de con los dedos o con el pulgar. La desventaja es que si conectas mal, te lastimas las manos. Vovchanchyn, hoy en día tiene placas de metal en sus brazos y tiene problemas por sus lesiones, que finalmente lo forzaron a retirarse de las peleas.

The Smashing Machine (La máquina demoledora)

Mientras que Vovchanchyn peleaba con gigantes en las promotoras ucranianas, un luchador estadunidense llamado Mark Kerr estaba causando una gran conmoción del otro lado del océano atlántico. Haciendo su debut profesional en Brasil en 1997, Kerr sentó su camino contra tres oponentes en una noche para llevarse el título mundial de peso completo de Vale Tudo Championships 3.

Ground and pound, es un término con el que estoy seguro están familiarizados, y lo entiendes con una docena de trasfondos pero sólo hay dos tipos de los que necesitas preocuparte. Para empezar, hay ground and pound de transición—que se beneficia de un gran entendimiento del grappling—donde lanzas golpes mientras pasas la guardia, mientras recuperan la guardia, mientras constantemente se  busca mejorar la posición de golpeo al moverse a la montada o a la posición de crucifijo o rodilla al abdomen—una posición donde puedes proyectarle más peso a los golpes. Este es el estilo de Fedor Emelianenko, Cain Velasquez, Daniel Cormier—se nutren del movimiento.

Luego está el ground and pound estático. Que se centra en mantener la posición y golpear de la manera que puedas desde allí. Esto es en lo que Mark Kerr y su amigo, Mark Coleman sobresalieron. Kerr ponía a su oponente en el suelo, tal vez probaba un pase de guardia sencillo, y luego, se mantenía y golpeaba desde allí. Pero con su increíble fuerza, y las reglas de la época, Kerr podía hacer tanto daño desde allí como cualquiera.

Justo en el torneo WVC 3, Kerr mostró una variedad completa de cabezazos, golpes de palma y las rodillas en el suelo que dejó a Paul Varelans hecho un caos sangriento, forzó a Mestre Hulk a huir del ring, y le permitió a Kerr dominar al gran maestro de jiu-jitsu brasileño, Fabio Gurgel. La pelea contra Gurgel duró media hora, y aunque Gurgel mantenía su guardia cerrada, no pudo hacer nada para detener a los cabezazos.

Después de esa pelea, Kerr acumuló otras ocho victorias en el UFC y PRIDE. Nadie se fue a la distancia con Kerr, y sólo pasó del primer round una vez, ante un rival que se arrastraba fuera del ring y escupía su protector bucal, ¡sólo para posponer la pelea real! Kerr incluso encontró tiempo para competir en los campeonatos de grappling del ADCC, ganando el de +99kg en 1999, y las divisiones de +99kg y peso libre en el 2000. Kerr incluso sometió al ahora campeón de peso completo de Metamoris, Josh Barnett.

Esta fue la época en la que los puristas tradicionales de artes marciales aún estaban arremetiendo en el UFC contra atletas reales como Kerr... no terminó bien.

Habiendo obtenido los títulos de los torneos UFC 14 y 15, y limpiado PRIDE hasta ese momento, Kerr fue considerado como el hombre a batir en el peso completo. Con tanto Kerr y Vovchanchyn derrotando a todo el que se les pusiera en frente en PRIDE, una pelea entre los dos era inevitable.

PRIDE 7

PRIDE aún era joven en 1999—PRIDE 7 atrajo sólo diez mil espectadores, que apenas se compara con los días en el 2006 cuando fueron capaces de llenar el Saitama Super Arena y el Tokyo Dome. Pero la cartelera contó con algunos grandes nombres y otros en ascenso. Wanderlei Silva hizo su debut en la promotora en el evento PRIDE 7, Maurice Smith logró una victoria por sumisión ante el primer campeón de K-1, Branko Cikatić, y Kazushi Sakuraba todavía estaba armando constantemente su currículum vitae como el mejor peleador libra por libra en el planeta.

Cuando sonó la campana en la pelea de Kerr-Vovchanchyn, Kerr se lanzó de inmediato a través del ring y siguió hasta tomar el clinch. Las cuerdas salvaron a Igor de una caída lateral, y Kerr abrió un corte sobre el ojo del ucraniano con las mismas rodillas desde el clinch con las que había terminado al muy superado Ranger Stott en el UFC 15.

Gran técnica, terrible conciencia del ring.

Kerr lanzó una patada al cuerpo y Vovchanchyn la atrapó de inmediato y envió Kerr a la lona con un volado de derecha. Kerr rebotó e inmediatamente se proyectó en el derribo. No podía permitirse el lujo de probar sus golpes contra Vovchanchyn, ya era hora de hacer lo suyo.

Aquí fue cuando la pelea se ralentizó drásticamente. Kerr no podía dar cabezazos, las reglas de PRIDE lo prohibían. Ése había sido el problema contra Hugo Duarte cuando Duarte estaba haciendo tiempo desesperadamente. Y Vovchanchyn estaba haciendo un gran trabajo, en su mayor parte, atrapar a Kerr con un gancho. Si Kerr se erguía hacia arriba, Vovchanchyn se deslizaba de inmediato en un escudo de rodilla y pateaba a Kerr para ponerse de pie. Se veía mal, y, obviamente, no era una amenaza respetable desde la guardia, pero él hizo exactamente lo que a uno siempre se le dice que debe hacer desde abajo. Mantenlo demasiado cerca de los golpes, o demasiado lejos.

Cada vez que Igor se movía, Kerr tenía problemas para mantenerlo agarrado, e Igor conectaba una mano derecha. Pero cada vez que Kerr disparaba, Vovchanchyn estaba casi resignado a ser puesto sobre su espalda.

Desde la mitad del primer round, Kerr se estaba quedando sin ideas. Cuando se sentó en la guardia de Vovchanchyn, Vovchanchyn daba una palmada en sus orejas con esos enormes jamones que guardaba en sus guantes, y eso visiblemente molestaba a Kerr. Sin embargo, cada momento que Kerr se colocaba para golpear apropiadamente, Igor lo pateaba fuera de alcance. Cuando estaba en la distancia, no sabía qué hacer, y saltaba de nuevo a la guardia.

Para el segundo round era obvio que Kerr, el más en forma,  estaba luchando para mantener el ritmo, mientras que el rechoncho Vovchanchyn todavía estaba en condiciones de explotar cuando lo necesitaba. Mientras Kerr se arrastró hacia la guardia, Vovchanchyn lo pateó de nuevo, y Kerr, agotado, perdió el equilibrio y fue pateado hacia el suelo.

Vovchanchyn lanzó golpes, hizo un sprawl sobre el agotado Kerr y lo finalizó con rodillas a la cabeza.

La controversia y el Epílogo

El problema era que las rodillas a la cabeza estaban prohibidas en PRIDE 7. La organización PRIDE había celebrado eventos bajo diversos conjuntos de reglas hasta ese punto y no había decidido las que seguirían vigentes. Tanto Kerr como Vovchanchyn habían peleado anteriormente en PRIDE usando patadas de fútbol, pisotones y rodillas a la cabeza de un oponente en el suelo como técnicas legales, y podían hacerlo después.

PRIDE pronto restableció las rodillas a la cabeza sobre un oponente en el suelo, pero la pelea entre Kerr y Vovchanchyn fue cambiado a un no contest. Los dos se encontraron de nuevo, pero ambos eran hombres diferentes. Vovchanchyn estaba más redondo que nunca, pero todavía en su mejor momento. Kerr estaba luchando más que en cualquier momento por su adicción a los opiáceos. Vovchanchyn se llevó una victoria por decisión.

 

Vamos a ser justos, los peleadores encima son más emocionantes cuando legalizan las rodillas a la cabeza sobre un oponente caído.

Después de su segunda pelea con Vovchanchyn, Kerr cayó en picada de un récord de 13-2 y terminó su carrera con 15-11 y 1 NC. Vovchanchyn, por su parte, tuvo problemas con los peleadores de élite, y cuando Mirko Cro Cop llegó a PRIDE, hubo de repente un hombre por ahí que fuera capaz de superarlo en el golpeo.

Vovchanchyn finalmente cortó un poco de peso y comenzó a verse como el joven cincelado de los videos de VHS de competiciones en Ucrania. Trajo de regreso patadas al cuerpo y patadas a la cabeza en su juego y parecía un peleador más completo de lo que había parecido en años. Pero ya era un poco tarde. Perdiendo ante un joven Alistair Overeem y Kazuhiro Nakamura, y citando numerosas lesiones en las manos que lanzaba despreocupadamente, Vovchanchyn se retiró del deporte.

Igor aparentemente ha pasado al negocio de los restaurantes y ha tenido bastante éxito. Hay algo que llama a los peleadores retirados a entrar a los negocios de comida—Jack Dempsey siendo el más notable ejemplo—quizás es una celebración de no tener que vigilar más su peso y acondicionamiento.

Hace unos años, HBO emitió un excelente documental llamado The Smashing Machine. Es uno de los acercamientos más sinceros a los inicios del MMA y sin duda vale la pena ver. En él no sólo se ve el colapso emocional y mental de Kerr, sino su lucha con la adicción a opiáceos. Además, las reflexiones de Kerr sobre su miedo a lesionarse y su pánico antes de entrar en el ring son algunas de las reflexiones más honestas y reveladoras que podrás escuchar de un peleador.

Compra el nuevo e-books de Jack, Fighting Karate en su blog, Fights Gone By. También lo puedes encontrar en Facebook y Twitter.


Historias relacionadas:

Jack Slack: La Clase Maestra de Sumisión de Shinya Aoki

Jack Slack: Cuatro peleadores que todo Fan del MMA debería ponerles atención

 

Comentarios